Mes: Agosto 2022

El número de muertos aumenta a 35 en las inundaciones del este de Kentucky

FRANKFORT, Ky.—Al menos 35 personas han sido confirmadas muertas debido a las devastadoras inundaciones que han afectado la parte sureste del estado, y el gobernador Andy Beshear dice que el número seguirá creciendo en los próximos días, a medida que más áreas sean accesibles.

A las 9 am del lunes, hay siete muertes confirmadas en el condado de Breathitt, dos en Clay, 16 en Knott, dos en Letcher y tres en el condado de Perry.

La gran pérdida de vidas ha abrumado a las autoridades locales, según el gobernador, obligando a la Oficina del Médico Forense del Estado a ayudar en el desastre. “Tuvimos que traer los cuerpos aquí a Frankfort, para tener suficiente personal para realizar las autopsias. Tenemos un camión refrigerado en uso en este momento, porque no tenemos suficiente capacidad en la morgue”.

Beshear dice que hay más de 300 miembros de la Guardia Nacional de Kentucky que cumplen una variedad de roles para ayudar a los residentes en el área del desastre.

“La entrega de suministros, la búsqueda y el rescate, el aumento de la policía, el tráfico, la remoción de escombros, son realmente buenos en eso”, afirmó. “Nuestra Guardia ha sido increíble. Tuve la oportunidad de pasar un momento sin Guardia que ha estado transportando gente por aire. Estaban agotados, pero estaban viviendo su misión. Estaban listos para partir de nuevo en cualquier momento. Estamos muy orgullosos de ellos, la Policía Estatal, Pesca y Vida Silvestre, las fuerzas del orden público y ciudadanos individuales que rescataron a más personas que todos los demás juntos”.

Trece condados han sido declarados áreas de desastre mayor por el presidente Joe Biden, lo que libera ayuda federal al gobierno local para los esfuerzos de recuperación, y cinco de ellos también han sido aprobados para asistencia individual.

“En esos cinco condados”, dijo Beshear, “en los condados de Breathitt, Clay, Knott, Letcher y Perry, los inquilinos y propietarios ya pueden comenzar a solicitar asistencia individual por desastre de FEMA”.

Los representantes de FEMA están en camino, pero los residentes de las áreas afectadas pueden llamar al 1-800-621-FEMA o ir a desasterassistance.gov, para comenzar el proceso.

El gobernador dijo que el servicio celular ahora se está restableciendo en muchas áreas, lo que debería ayudar en la búsqueda de personas desaparecidas.

Las personas que deseen hacer donaciones para ayudar a las víctimas de las inundaciones pueden ir a la Convención Bautista de Kentucky o la página del IRS SendRelief's .

Los equipos de ayuda en casos de desastre de los bautistas del sur de Kentucky y varios otros estados están respondiendo a la emergencia.

Se pueden encontrar otros servicios e información para las víctimas de inundaciones en https://governor.ky.gov/disaster-response/flood-resources.

A las 9 am del lunes, todavía había más de 12,000 personas que no tenían energía eléctrica, según el Gobernador, frente a las cerca de 30,000 en su punto máximo. “Los condados con más de 1,000 clientes sin electricidad son Perry, Letcher, Pike, Breathitt y Knott, y sé que las cuadrillas están trabajando arduamente para restaurarla”.

Cientos de personas siguen desaparecidas, y aquellos preocupados por sus seres queridos que aún no tienen servicio telefónico pueden acudir a http://kentuckystatepolice.org/post-locations/, y llame al correo que sirve a su condado. Los soldados dicen que intentarán localizarlos.

Blalock y Keahbone encabezarán el Grupo de Trabajo de Implementación de Respuesta al Abuso

NASHVILLE (BP)—Dos pastores bautistas del sur con experiencia de liderazgo reciente en el tratamiento del abuso sexual en la SBC desempeñarán funciones similares en el Grupo de Trabajo de Implementación de Respuesta al Abuso (ARITF).

Marshall Blalock, pastor de la Primera Iglesia Bautista en Charleston, Carolina del Sur, será el presidente, mientras que Mike Keahbone, pastor de la Primera Iglesia Bautista en Lawton, Okla., será el vicepresidente, anunció hoy el presidente de la SBC, Bart Barber.

“Estos dos pastores son muy respetados por los bautistas del sur, por los sobrevivientes de abuso sexual, por los líderes de la convención estatal y por sus compañeros”, dijo Barber. “Estoy encantado con su voluntad de servir y soy optimista sobre las soluciones que llevarán a proponer al Grupo de Trabajo de Implementación”.

Barber anunció en Twitter el domingo 31 de julio que el resto de los nombres que componen el ARITF se darían a conocer a finales de esta semana.

Blalock sirvió el año pasado en el Grupo de Trabajo sobre Abuso Sexual, cuyo informe en la reunión anual de la SBC fue ampliamente aceptado por mensajeros. esa experiencia, le dijo a Baptist Press, impactó mucho en cómo veía el tema.

“Creo que la mayoría de los pastores, si no todos, tienen un corazón para querer ayudar y servir a las personas”, dijo. “Pero si quiere liderar y pastorear bien, es importante comprender cómo el abuso sexual ha afectado a las personas de su iglesia.

“Yo, junto con los otros pastores en el Grupo de Trabajo, no nos dimos cuenta de la profundidad del trauma que involucra a alguien que es abusado. Es mucho más traumático y altera la vida de lo que nunca entendí o supe”.

Keahbone es miembro del Comité Ejecutivo de la SBC y formó parte del Comité de Resoluciones de 2022 que propuso la resolución “Sobre el lamento y el arrepentimiento por abuso sexual”.

“A través de esas áreas de servicio, Mike está bien familiarizado con el trabajo que se ha realizado para refinar y revisar varias propuestas sobre cómo la SBC debe responder al abuso sexual del clero”, dijo Barber. “Por lo tanto, está bien equipado para guiarnos mientras continuamos con ese proceso”.

Este artículo apareció originalmente en Baptist Press.

Barber ve la presidencia de SBC como una oportunidad para unificarse en una cultura difícil

FARMERSVILLE—El presidente de la SBC, Bart Barber, era un candidato reacio. Pero, habiendo sido elegido el 14 de junio por los mensajeros de la SBC en Anaheim, es un presidente con una misión.

Barber, pastor de la Primera Iglesia Bautista de Farmersville, al principio no estaba dispuesto a unirse a un campo que ya tenía tres candidatos a fines de marzo. Robin Hadaway, profesor de seminario y misionero jubilado; Tom Ascol, pastor de Florida; y Willy Rice, también pastor de Florida, formaron una lista repleta tras la decisión del presidente de la SBC, Ed Litton, de no postularse para un segundo mandato.

“Cada vez que la gente me pedía que me postulara para presidente de la SBC, siempre decía: 'No voy a hacer eso'”, dijo Barber. “Y tenía muchas razones: mis hijos tenían la edad que tenían, no estaba seguro de querer hacerlo por esa razón. Honestamente, pensé que podría hacer más bien como pastor con una cuenta de Twitter que trató de llamar a las pelotas y las huelgas de manera justa y promover una teología bautista buena, sólida y conservadora”.

Empezó a cambiar de opinión después de que Rice abandonara la carrera a principios de abril.

“Oré por eso y me sentí fuertemente guiado”, dijo. “Le he dicho a la gente que llegué al final de mi terquedad, y creo que esa es la mejor manera de describirlo. … Pensé que los bautistas del sur necesitaban más opciones además de Robin Hadaway y Tom Ascol.

“Sentí que tenía un llamado de Dios para tratar de ayudar a que nuestra convención fuera más saludable y me comprometí a hacerlo durante los años que Dios me dejó aquí en la tierra”.

En los comentarios que hizo antes y después de ser elegido, Barber destacó dos cosas importantes que esperaba enfatizar como candidato y ahora como presidente. Uno fue presentado por un hashtag, #armyofpeacemakers, que ofreció a través de su cuenta de Twitter.

“Vine a ver lo que pensé que eran algunas cosas realmente poco saludables que se estaban infiltrando en nuestra convención, solo en términos de la forma en que interactuamos entre nosotros”, dijo. “Gran parte implicó reconocerlo yo mismo, algo de lo que había hecho en línea y también verlo en otros.

“Simplemente creo que en medio de una cultura que está empeñada en el crecimiento a través de la división, es necesario que tengamos una cultura diferente que se incline y crea en el crecimiento a través de la reconciliación y la resolución de conflictos, y que la unidad pacífica avance juntos hacia el grado posible.”

La prioridad de la pacificación había estado en su mente por un tiempo, desde un sermón que predicó de Filipenses 4 durante la Conferencia de Pastores de la CBS de 2017. En su pasaje asignado, dos mujeres, Evodia y Síntique, fueron descritas como colaboradoras de Pablo, pero también estaban envueltas en un desacuerdo personal.

“Si miran ese pasaje de las Escrituras, inmediatamente después de la insistencia de estas dos mujeres para que se llevaran bien, la exhortación más larga es para que las otras personas en la iglesia digan: '¿Podrían unirse y ayudar a estos? gente para llevarse bien?'

“Hay un papel para el trabajo activo de las personas en el reino de Dios, que no están en medio del conflicto, para dar un paso al frente y hacer algo para tratar de resolver el conflicto, para interferir un poco en los asuntos de los demás y tratar de hacer las paces”, agregó.

Barber reconoce que el poder del presidente de la SBC es limitado cuando se trata de fomentar la paz dentro de la confraternidad de la convención, pero que el presidente tiene influencia a través de sus funciones constitucionales.

“Creo que deberíamos avanzar hacia una convención en la que todos estemos de acuerdo sobre nuestra declaración de fe”, dijo Barber, “cualquier medio que debamos tomar para llegar allí”.

“Creo que hay algunas formas importantes en que el presidente tiene la oportunidad de [fomentar la paz]. Uno, profundamente subestimado como un papel importante para el presidente, es la moderación de la reunión de negocios, porque ahí es donde nos reunimos para tratar de resolver los conflictos... y ayudarnos a avanzar”, explicó.

Considera importante un manejo cuidadoso y respetuoso del mazo en parte porque ha visto algunos ejemplos en los que las acciones de la silla mostraron "mano dura" en este sentido.

“Cuando se presentó el informe del Resurgimiento de la Gran Comisión [2010], un mensajero ofreció una enmienda al informe de GCR, y la gente con el mazo en ese momento simplemente dijo, básicamente, '¿Qué tal si su enmienda dijera esto en su lugar?'” dijo, ofreciendo un ejemplo. “Y [ellos] sustituyeron la enmienda del mensajero por una nueva enmienda, sin el consentimiento de los mensajeros… y lograron que se aprobara. Me alejé pensando: 'No se respetaron los derechos de ese tipo como mensajero'”.

Si bien no critica a un predecesor específico en la oficina, Barber espera ofrecer un liderazgo unificador en el clima denominacional actual.

“Me gustaría ser el tipo de presidente de la SBC que realmente trata de servir a todo el cuerpo de mensajeros ya la totalidad de las iglesias de la SBC”, dijo.

Una forma sustancial en que un presidente de la SBC afecta el futuro de la denominación es a través de la designación de comités. Barber espera que estos nombramientos también sean un medio para unificar las iglesias de la convención.

“Mis nombramientos van a reflejar la diversidad de opiniones que existe dentro de la Convención Bautista del Sur. Creo que ese tipo de cosas son curativas, y estoy tratando de asegurarme de hacerlo de una manera que se mantenga fiel a las convicciones conservadoras de la Convención Bautista del Sur, las cosas que hemos dicho en el Mensaje y Fe Bautista. , y en otras declaraciones que hemos hecho”, explicó.

Dijo que esta diversidad incluiría a los de iglesias más pequeñas y más grandes, la diversidad geográfica y las personas de diferentes edades, además de la diversidad racial y étnica, con el objetivo de evitar la impresión de elitismo que pasa por alto a los bautistas del sur de base.

Una segunda convicción que Barber trajo a la oficina es que nuestra comprensión de los distintivos bautistas debe reforzarse.

“Tengo hambre de ir a los campus de los seminarios y decir: 'Esta es la razón por la que creemos en el bautismo de los creyentes', y presentar ese caso desde las Escrituras, desde el púlpito de nuestras capillas”, dijo. “No es que crea que tenemos un cuerpo de seminario lleno de estudiantes que no están seguros de si quieren rociar a los bebés o no, sino porque cuando dejas de argumentar bíblicamente al respecto, estás a solo unas pocas generaciones de tener esos estudiantes sentados en la capilla del seminario.”

También expresó su preocupación de que las convicciones de los bautistas del sur sobre la libertad religiosa están comenzando a mostrar algunas “grietas” y requieren un tratamiento bíblico completo en nuestros días.

Un tema relacionado involucra la forma en que nuestra comunidad de iglesias entiende su confesión de fe. Esa discusión salió a la luz este año durante la reunión anual de la SBC cuando los mensajeros consideraron las credenciales de una iglesia que había ordenado pastoras asociadas. Barber cree que estas conversaciones también son importantes para nuestro compañerismo y unidad.

“Creo que deberíamos avanzar hacia una convención en la que todos estemos de acuerdo sobre nuestra declaración de fe, independientemente de los medios que debamos tomar para llegar allí”, dijo. “Espero que podamos hacer eso al persuadir a las personas y llegar al punto en que todos veamos la veracidad y la utilidad de lo que significa esta declaración de fe. Pero sí creo que no sería saludable para nosotros simplemente decir: 'Bueno, nuestras confesiones de fe no son vinculantes, y en realidad no dicen nada sobre los límites de nuestra comunión dentro de la convención'”.

Mucho se ha dicho acerca de la rara elección de un pastor de iglesia más pequeña para el papel que tradicionalmente se le da a los pastores de iglesias de cinco a diez veces más grandes que FBC Farmersville. Barber cree que la diferencia de tamaño importa, pero no tanto como algunos podrían pensar.

“Siento la presión de hacerlo bien”, admitió. “Quiero decir, si llego tarde para terminar todo, y si hago un trabajo chapucero, y si todos ven esto como un choque de trenes, entonces no será nadie más que un pastor de megaiglesia nunca más. este.

“Creo que no se trata solo del tamaño de la iglesia, sino también del hecho de que he estado en FBC Farmersville durante 23 años y no soy el único miembro del personal. Será un compromiso sustancial de tiempo, pero completé un doctorado mientras era pastor en la Primera Iglesia Bautista de Farmersville. Lo mismo hizo el tipo antes que yo, y también el tipo antes que él; esta no es la primera vez que he tenido algún tipo de compromiso de tiempo importante que iba junto con tratar de servir como pastor de esta iglesia”.

Hablando nuevamente sobre el diálogo vigoroso sobre el liderazgo de la SBC en este día, admitiendo que algunos pastores pueden haber sido disuadidos de permitir que se presenten sus nombres debido a un clima político duro, Barber expresó una esperanza personal para su mandato como presidente de la SBC, incluso cuando comienza su tiempo al frente de esas decisiones y discusiones.

“Mi oración es que cuando esto termine para mí, todavía amaré a la Convención Bautista del Sur, a la gente de la Convención Bautista del Sur, y no solo en un sentido abstracto”, dijo. “Quiero seguir feel de esa manera sobre nosotros.

 

¿Cuál es tu historia? Confiar en Dios cuando el mundo está patas arriba... literalmente

Era un día típico de marzo en Granger. Viviendo en el centro de Texas, estábamos acostumbrados a los cambios en el clima. Aunque algunos fueron severos, ninguno nos había impactado hasta este momento. Siempre parecíamos estar entre los problemas del clima severo y fuera del alcance de la tragedia.

Hasta el 21 de marzo. Ese día fue tormentoso, pero nada que no hayamos visto antes. Había pronósticos de mal tiempo en la zona, pero no estaba preocupado. Mi mamá y yo estábamos viendo televisión juntos en su casa, que se encuentra a unos 50 metros frente a mi casa. Mamá estaba en cuidados paliativos y estar cerca nos permitía verla todos los días. 

Ese día recibimos una llamada de mi hermano avisándonos de un tornado que se dirigía hacia nosotros. Me instó a levantarme de la silla y mirar. Ahora, mi hermano siempre ha sido un alarmista del clima y me llamó muchas veces en los últimos 20 años sobre desastres que nunca sucedieron. Así que salí por la puerta trasera y miré. Lo que vi estaba a punto de cambiar mi vida. 

Corrí adentro para que mi esposa mirara. Salió y lo miramos juntos: un tornado, que se dirigía directamente hacia nosotros. Corrimos de regreso a la casa, y en el momento en que alcanzamos a mamá en la sala de estar, golpeó.

Al principio, era solo mucho viento sacudiendo la casa. Pero cuando reventaron las ventanas, supe que estábamos en problemas. Volaron vidrios y escombros sobre mi esposa, mi mamá y yo. Mi esposa y yo nos tiramos al suelo para encontrar algo de cobertura, pero mamá estaba indefensa en la cama en medio de la sala de estar.

La cama de mamá se levantó en el aire, luego la casa se levantó y comenzó a moverse. Mi esposa me llamó por mi nombre y nos miramos a los ojos. No vi miedo en sus ojos y no sentí miedo en mi corazón. Simplemente recuerdo haber pensado: “Estamos a punto de conocer a Jesús cara a cara”. Pero luego, tan rápido como sopló en la casa, se acabó. Duró tal vez 15 segundos.

No sufrimos ni un rasguño del vidrio y los escombros. Pero cuando miré por la puerta trasera, vi algo horrible: mis nietos estaban en casa y en el campo de escombros que vi. Mi casa se había ido por completo a excepción de una pequeña habitación en el medio de la casa. 

"Algunas cosas en la vida son insuperables en la carne, pero con Dios todo es posible".

Le dije a mi esposa que cuidara de mamá; Tenía que llegar a mis nietos. Mientras corría, grité: "¿Están todos bien?" Al no escuchar respuesta, mi corazón se detuvo. Llamé de nuevo, aún sin respuesta. De pie junto a los escombros, llamé de nuevo: "¿ESTÁN TODOS BIEN?" Escuché el dulce sonido de la voz de mi bebé: “¡Abuelo, todos están bien! ¡Todos estamos bien!” En este punto casi me quiebro, pero era un momento para la acción.

Les dije a mis nietos: “Lo único que está en pie es la habitación en la que estás. El resto se ha ido y no sé qué tan estables son las paredes. Quédate quieto y te atraparemos. ¡No intentes salir!” Se quedaron donde estaban y, por una vez en la vida, escucharon al abuelo. 

Poco después llegó mi yerno Danny. Había una pared que bloqueaba el rescate, pero usamos un Bobcat para mover la pared. Danny retiró los escombros que bloqueaban su camino hacia la habitación donde estaban atrapados los nietos. Levantó a tres de los cuatro que estaban en la habitación por el techo y el cuarto lo sacó un rescatista que había llegado al lugar.

Todos estaban a salvo. Mamá fue llevada a un hospital y luego a la casa de mi hermana. Murió unas semanas después por causas naturales. Mi nieto sufrió una conmoción cerebral, pero ahora está bien. La nieta mayor salvó la vida de mi bisnieta arrojándose encima de ella para salvarla de los escombros.

La comunidad de Granger se unió para ayudar de maneras asombrosas y mi iglesia, First Baptist Church of Leander, fue milagrosa en su apoyo. Mi esposa y yo nos quedamos con mi pastor, Tim Moore, y su esposa. El resto de la familia se quedó con amigos. Ahora estamos esperando para reconstruir.

No siempre he sido fiel, pero desde el 2004, el Señor me restauró y he sido un siervo fiel. Siempre he tratado de confiar primero en Dios antes que en los médicos o cualquier otra persona. Siempre he confiado en Dios para que me proteja y nunca he dudado de que Él me protegería.

Entonces, ¿por qué nuestra familia fue golpeada por un tornado y perdió prácticamente todo? No sé. Nunca se me ocurrió preguntarle a Dios por qué. El momento más importante para confiar es cuando no entendemos. La verdadera prueba llega cuando llega la adversidad. Cuando tu fe es probada, ese es el momento en que sabes de tu caminar con Dios.

Todavía tengo problemas para respirar debido a mi pelea con COVID; esto solo sirve como un recordatorio de que debo confiar en Dios para respirar. Mi lugar todavía parece un campo de escombros, y tengo que tener cuidado donde piso para no lastimarme, pero eso solo sirve como un recordatorio de que debo confiar en Dios. Si te llamas a ti mismo creyente, debes confiar en Dios y permitir que Él guíe tu siguiente paso, y luego el siguiente, y luego el siguiente. Si intentas guiar tus propios pasos, fracasarás. 

Entonces, ¿cuál es mi historia? Algunas cosas en la vida son insuperables en la carne, pero con Dios todas las cosas son posibles. 

¿Cuál es tu historia?

¿Quiere compartir una historia de lo que Dios está haciendo en su vida o en su iglesia? 

Comparte tu historia aquí

Nunca dejes que tu planificación se convierta en una prioridad sobre tu oración. 

¡Todos los detalles importan! Esa es la mentalidad de los que planean bien. Cuando era pastor, recuerdo pasar mucho tiempo planificando cada momento de cada servicio de adoración. También recuerdo pasar hora tras hora de laboriosa planificación avanzada para cada evento. Quería que todo lo que hacíamos tuviera un impacto. El avance del evangelio era la meta y la excelencia siempre fue la norma. 

La planificación estratégica es un componente necesario para cada iglesia y organización. Para maximizar los talentos y los recursos de su gente, se debe pensar e implementar adecuadamente un plan claro. Sin embargo, por buena que sea la planificación estratégica, nunca debe tener prioridad sobre la oración. A medida que crecí como líder, aprendí que dedicar más tiempo a la oración que a la planificación te ayuda a estar mejor preparado para lo que Dios quiere hacer en ti y a través de ti. 

La oración es un trabajo duro. Es algo en lo que debemos elegir invertir nuestro tiempo. Es una de esas disciplinas que fácilmente se encuentra fuera de las prioridades de nuestro día. Sin embargo, la oración puede ser el camino que Dios elija para moverse entre ustedes de una manera nueva. 

"Debemos ser diligentes para nunca permitir que nuestra planificación se convierta en prioridad sobre nuestra oración".

Permíteme animarte a orar por tres cosas mientras llevas adelante a tu iglesia u organización: 

1) Orar por el favor y la bendición de Dios. Hay muchas cosas buenas que vienen de ser un planificador estratégico. Sin embargo, cuando Dios elige bendecir nuestros esfuerzos, suceden cosas más grandes. 

2) Orar por la guía y protección de Dios. Esto puede sonar como una forma extraña de orar cuando estamos planificando, pero necesitamos desesperadamente que Dios guíe el camino y nos proteja de tomar decisiones equivocadas. Si no tenemos cuidado, podemos permitir que nuestra creatividad nos lleve a un lugar donde dependemos más de nuestras habilidades que de Dios moviéndose entre nosotros. 

3) Ore por aquellos a quienes busca impactar. Si bien ciertamente queremos liderar y planificar con la máxima excelencia, el objetivo final es glorificar a Dios e impactar a las personas con el mensaje del evangelio que cambia la vida. Por lo tanto, debemos orar para que Dios nos use para hacer avanzar el evangelio. 

Como líder, es satisfactorio desarrollar un plan y verlo llegar a buen término. Es un gozo ver a las personas utilizar sus talentos y recursos para promover el reino de Dios. La planificación estratégica es una parte importante de eso. Sin embargo, debemos ser diligentes para nunca permitir que nuestra planificación se convierta en prioridad sobre nuestra oración. ¡Te amo y me siento honrado de servirte!

GenSend muestra a los estudiantes 'todo lo que haces puede ser misional'

NASHVILLE—La Junta de Misiones Norteamericanas Programa GenSend saca a los estudiantes universitarios de sus zonas de confort y los lleva a comunidades rotas y heridas. Los estudiantes pasan el verano en una ciudad importante, donde el ministerio puede ser servir a los desamparados, jugar en el parque o conversar mientras toman un café.

Un miembro de un equipo de GenSend en Denver descubrió la importancia de conocer a las personas donde están.

“Fui al parque y le di agua a un tipo llamado Louis, y fue su primera noche sin hogar”, dijo Kirby Logan, quien será estudiante de último año en la Universidad Carson-Newman este otoño. “Tuvimos esta conversación sobre cómo no tenía amigos en Denver y cómo solo quería salir. Denver realmente lo había roto. Le di mi Biblia grande que había tenido todo el verano y le dije que podía leerla y escuchar a Dios. Comencé a alejarme y recordé que [los otros GenSenders] tenían una comida al aire libre una cuadra más abajo. Regresé al banco donde lo había dejado [para invitarlo a la comida al aire libre] y él ya había abierto la Biblia y comenzó a leer”.

Jason Tipton, director del centro de ministerio nacional de Send Relief para el oeste de los EE. UU., dijo que forjó fuertes lazos con los GenSenders en Denver y vio de primera mano cómo el trabajo los cambió.

“Lo que me encantó ver fue la actitud de 'lo que sea necesario'”, dijo Tipton. “Estaban dispuestos a hacer lo que fuera necesario para servir a nuestra ciudad. También me encanta cómo estaban teniendo conversaciones sobre el Evangelio y cómo hicieron de eso una prioridad [al] escuchar las historias de otros y poder intercalar el Evangelio en eso.

“Para mí, se trata de invertir en la próxima generación. Mi ministerio está cambiando para ser más un catalizador [para] invitarlos al trabajo que Dios ya está haciendo. A veces, pensamos en la enseñanza como instrucción en el salón de clases, pero creo que brindarles oportunidades para estar con nuestros vecinos es donde realmente se lleva a cabo el aprendizaje”.

Eso fue cierto para Logan, quien dijo que aprendió que “la pobreza se ve diferente para cada persona”.

“La pobreza no es solo no tener una casa o comida”, dijo Logan. “Puede ser no tener amigos o luchar contra una depresión profunda o necesitar un trabajo y no conocer a nadie que pueda ayudarlo. Intencionalmente fuimos y hablamos con personas que parecían necesitar una conversación. Ya sea que se tratara de una conversación sobre el Evangelio o no, fue bueno para ellos saber que tenían a alguien que se preocupaba lo suficiente por hablar con ellos”.

La gente en Denver a menudo rechaza las invitaciones a la iglesia, dijo, lo que hace que sus conversaciones sean aún más cruciales.

“Si una persona te conoce y sabe que tienes una relación con Jesús, invitarla a tener una relación con Jesús es mucho más poderoso que invitarla a la iglesia”, dijo. “[Aprendí que] la gente quiere poder confiar en ti antes de confiar en Dios”.

Keaton Hubbs, quien también estará en su último año en Carson-Newman, sirvió junto a Logan en Denver. Hubbs dijo que estaba sorprendida por la perdición espiritual en la ciudad.

“Satanás está aquí tratando de robar, matar y destruir todo lo que es bueno y santo”, dijo. “Lo que aprendí fue que a través de la verdadera intercesión con los hermanos creyentes y hablando el nombre de Jesús sobre cada situación, Satanás no tiene lugar y huirá. Ahora sé tan completamente que podemos confiar en el Señor en todo porque Él se preocupa por nosotros y nunca nos dejará”.

Hubbs dijo que ella y el equipo pasaron tiempo plantando semillas de verdad y esperanza, pero agregó que esas semillas tardan en dar frutos.

“La restauración no es solo mejorar algo malo”, dijo. “No solo deseamos limpiar a una persona y dejar que se vea bien. Deseamos la restauración completa de una persona, lo que puede llevar tiempo”.

Lauren Potter, tercera estudiante de último año de Carson-Newman en el equipo de Denver, dijo que muchas personas que conoció parecían estar insatisfechas con la vida.

“La mayoría de las personas en Denver no son de Colorado porque vienen de otros lugares en busca de algo”, dijo Potter. “Casi todo el mundo quiere tener algo por lo que morir y que les guste mucho. Hay mucha gente espiritual pero no gente religiosa.

“Una de las cosas que más nos llevamos como grupo completo fue que muchas veces, [tendemos a] romantizar los estilos de ministerio más atractivos. Una cosa en la que pasamos mucho tiempo pensando fue en ser una presencia fiel. Hemos aprendido a contentarnos con lo mundano”.

Esa idea de “presencia fiel” también fue una gran parte del ministerio de un equipo de GenSend en la ciudad de Nueva York.

Riley Bishop siguió la guía de Dios hacia la Gran Manzana antes de comenzar su tercer año en Tennessee Tech.

“Una cosa que aprendí con el programa GenSend es que todo lo que haces puede ser misional”, dijo Bishop. “Muchos días no tenemos grandes objetivos. [Nuestra meta es ser] misionales visitando cafeterías o jugando baloncesto.

“Hay un gran estigma en Nueva York de que la gente no quiere hablar contigo, y ese no es el caso. Nueva York es tan rápida, tan ajetreada y tan solitaria que la gente quiere ir más despacio y saber quién eres. Puedes vivir intencional y misionalmente en cualquier lugar, y puedes resolver las pequeñas cosas que realmente importan”.

Tipton dijo que a menudo alienta a los estudiantes a hacer algo que normalmente no harían.

“Dentro de las experiencias universitarias, todos tenemos grandes oportunidades de hacer cosas diferentes con nuestros veranos”, dijo Tipton. “[Animo a todos a] dejar los contextos a los que están acostumbrados y permitir que Dios los coloque en un contexto diferente y vean dónde Dios está trabajando. Mi visión del mundo siempre se ha ampliado cuando me permito aprender de otras situaciones. Cuando nos arriesgamos por el reino, siempre hay una recompensa del otro lado”.

Logan estuvo de acuerdo.

“Ve a algún lugar en el que nunca hayas estado y donde vas a aprender cosas que nunca has aprendido antes”, dijo. “No dejes que el precio de GS te asuste, hay personas que han estado rezando para que vengas a su ciudad”

Bishop dijo que tuvo el mejor verano de su vida.

"Definitivamente fue difícil en un montón de formas que no pensé que serían difíciles, pero valió la pena", dijo.